¿Qué son los protocolos en las criptomonedas?

Bitcoin Era

Los protocolos son un componente de la tecnología de cadena de bloques que ayuda a compartir información a través de las redes de las criptomonedas de manera segura. También se usan para habilitar los nodos de los servidores para intercambiar información en la red del encadenado de bloques. En informática, los protocolos son reglas que definen como los datos son transferidos entre diferentes sistemas, previniendo que sean interceptados por programas maliciosos que pudieran afectar la comunicación, o peor aún, robarse la información de los usuarios. Uno de los ejemplos más conocidos de protocolos es el “http” que significa protocolo de transferencia de hipertexto, y es usado en la web para definir cómo los paquetes de información son estructurados, y qué pueden contener para ser enviados a través del internet.

El protocolo “Compound”

Es un contrato inteligente en la red de Ethereum que se encarga de suministrar y prestar activos. Las monedas que funcionan en el protocolo compuesto tienen una “c” minúscula antes de su nombre para ser identificadas. Por ejemplo: cUSDT, cEther o cBTC; hay al menos dos decenas de este tipo de tokens en el mercado. La categorización de estos tokens son del tipo ERC-20, y los tenedores que inviertan a largo plazo en criptomonedas pueden usarlo para generar ganancias por los intereses derivados. Usualmente dichos intereses oscilan entre el 1% y el 5% anual, y varían diariamente; parecido a las tasas bancarias de depósito a plazo fijo, solo que tiene menos requisitos, y el rendimiento es variable. Si usted también comparte el entusiasmo por las criptomonedas le recomendamos entrar a Bitcoin Era España. En el protocolo “Compound” los usuarios pueden pedir préstamos hasta cierta capacidad, pero sin exceder su capacidad, la cual está calculada según el token en que el usuario tenga exposición, multiplicado por el factor colateral, que viene siendo el 75% del monto del capital del usuario aproximadamente.

El protocolo Espejo

Como su nombre lo indica, el protocolo es un espejo virtual, e imita el comportamiento de activos de la vida real, acciones, tokens, metales y criptomonedas, proveyendo de tokens sintéticos que no requieren de respaldo fiduciario, pudiendo así abarcar un abanico considerable de posibilidades para el público. Uno de los metales en que el protocolo espejo tiene tokens es en el oro, representando su precio, y facilitando su comercio sin requerir de confirmaciones de calidad, ya que prácticamente se estaría comprando una representación de una porción de dicho metal ¿Pero cuál es la necesidad de este protocolo? A primera vista no parece haber necesidad, ya que si una persona desea comprar una acción bursátil podría ir a una casa de valores y adquirirla, pero el problema reside en que la compra de acciones en la vida real implica una serie de procesos legales que muchas personas no cumplen.

El Hyperledger

Es un proyecto de código abierto que tiene como objetivo crear un conjunto de herramientas para que las empresas desplieguen las tecnologías del encadenado de bloque de forma rápida y eficaz. La Fundación Linux es un firme partidario de Hyperledger, y ha aportado una importante experiencia para acelerar la creación del protocolo. Hyperledger también es altamente compatible con Linux, por lo que está diseñado para funcionar eficazmente en los mismos servidores que se utilizan ampliamente en el mundo empresarial. El protocolo Hyperledger se utiliza comúnmente en las soluciones de software de cadenas de bloques porque viene con sus bibliotecas de ficheros que ayudan a acelerar el desarrollo. Este protocolo trabaja con la tecnología del multiencadenado para facilitar la escalabilidad de las diferentes validaciones del sistema; cada red de validadores y usuarios no-validadores pueden hacer una cadena para satisfacer las necesidades de los usuarios.