Evolución del juego online en España del 2012 hasta ahora ¿Qué ha cambiado?

juego

Desde las primeras regulaciones al juego online en España en 2012, muchas cosas han cambiado. Hemos visto la incorporación obligatoria al reglamento de la verificación de la identidad de los usuarios. Pero también presenciamos los cambios de la industria para adaptarse a las limitaciones de publicidad y promociones. Para saber más sobre la evolución del juego online en España, sigue leyendo.

Licencia obligatoria

La primera regulación del juego online en España se produjo en 2011 mediante la Ley 13/2011 de 27 de mayo. Sin embargo, las primeras plataformas con licencias no operarían en nuestro país hasta el 5 de junio de 2012. Desde entonces, todos los nuevos casinos online que deseen operar están obligados a contar con una licencia. De este modo, como paso necesario en la evolución del juego online en España, se han establecido unas normas de control. Se trata pues, de una actividad que sin lugar a dudas había iniciado un crecimiento exponencial con la llegada de Internet. Pero de esta manera también crecían los riesgos a los jugadores.

Hoy en día, las personas pueden jugar de manera segura en los mejores casinos online en España. Las licencias garantizan que estas plataformas cumplan con las normas de juego limpio. Para ello, están en la obligación de usar algoritmos generadores de números aleatorios, también conocidos como software RNG. Por otra parte, deben emplear sistema de encriptación de datos, para proteger la información financiera de sus usuarios.

La entidad reguladora que supervisa las normas y la evolución del juego online en España es la Dirección General de Ordenación del Juego (DGOJ). Esta es la encargada de entregar las licencias a operadores de juegos en línea, que desean tener actividad en territorio nacional.

Las limitaciones de publicidad y promociones

Continuando con la evolución del juego online en España, hay que recordar el Real Decreto 958/2020. Esta nueva legislación entró en vigor el 3 de noviembre del año 2020. La finalidad de la misma es regular la publicidad y promociones de los operadores de juegos y apuestas online. Así, España se convierte en uno de los países con mejor regulación de la industria del entretenimiento online.

El Decreto garantiza la salud pública de todos los usuarios. Pero especialmente protege a los menores de edad. En consecuencia, todas las plataformas tienen prohibido prestar servicio a este sector de la sociedad. Además, la legislación también pretende limitar la captación de nuevos clientes, especialmente de jóvenes usuarios.

Publicidad audiovisual y patrocinios

Con esta normativa, la industria de las apuestas online solo puede hacer publicidad en medios audiovisuales en horario restringido. Este horario está comprendido entre la 1:00 am y las 5:00 am. Además, tampoco se le permite patrocinar diversas actividades, especialmente las relacionadas con jóvenes y el deporte en todas sus disciplinas. Es así como las marcas de apuestas online ya no se podrán ver en los dorsales de los equipos deportivos. También se prohíbe que personajes famosos o conocidos hagan publicidad a estas plataformas. Como se puede apreciar, a medida que se ha producido una evolución del juego online en España, la normativa se orienta a una mayor protección del usuario.

Bonos y promociones

Pero la tendencia proteccionista del Decreto se extiende a los bonos y promociones de casinos y casas de apuestas online. En esta línea, prohíbe todas las promociones y bonos tendentes a captar nuevos clientes. Únicamente pueden hacer promociones dirigidas a los usuarios que hayan estado más de 30 días registrados como clientes en las plataformas. No obstante, dichos clientes deben haber verificado sus respectivas cuentas de usuario, con la documentación necesaria para tal fin. El objetivo es claro: impedir el juego a los menores de edad en estos operadores.

La respuesta de la industria

Pero la industria no se cruzó de brazos viendo como perdía uno de los mejores mercados de Europa. Así fue como se ha producido una tendencia natural en la evolución del juego online en España a favor de la tecnología. Una apuesta que beneficia directamente a los usuarios mediante una oferta más innovadora y acorde a los gustos de los más jóvenes. Fue de esta manera como aquella crisis se trasformó en una magnífica oportunidad. Una oportunidad que hacía posible la mayor evolución del juego online en España hasta entonces vista.

Al no poder captar nuevos clientes con bonos y promociones, la industria buscó algo mucho más atractivo para los jóvenes. Así su esfuerzo se enfocó en primera instancia a los juegos móviles. De esta forma, el jugador ya no estaría limitado a jugar en el ordenador de su casa. Por ello, las interfaces se hicieron responsivas y las apps le dieron el toque final a la versión del juego móvil. Ya no había excusa para llevar la diversión a cualquier parte. ¿Y acaso no es esa sensación de libertad lo que más atrae a los jóvenes?